Nike vendió su operación en Argentina: ¿cuál es el impacto en el país?

Fuente: IProfesional – La marca de la pipa decidió ceder las operaciones de distribución de sus productos en el país a un grupo extranjero con sede en Panamá.

A principios del 2020 y tras haber analizado su performance en el mercado local, Nike decidió modificar su modelo de negocios para tercerizar la distribución de sus productos.

Fue así como dejó sus operaciones locales a manos del Grupo Axo, distribuidor multicanal que ya tenía los derechos de la marca de la pipa en México y Chile y que en Argentina operaba a través de Rapsodia, marca de ropa propiedad de Francisco De Narvaez y el fondo de inversión L Cattertoni.

En ese momento, desde Nike explicaron que la decisión se había tomado para facilitar un proceso de transición del modelo de negocio en Brasil, Argentina, Chile y Uruguay que suponía cerrar alianzas estratégicas con distribuidores para poder desarrollar un negocio más rentable, eficiente en capital y de mayor valor agregado.

Como resultado de ese movimiento de negocios, Nike clasificó los activos y pasivos de las filiales de las que se desprendía como «mantenidas para la venta» en su balance general consolidado y reconoció un cargo único y no recurrente relacionado a divisas de u$s425 millones. 

De hecho, su decisión de reestructurar las operaciones locales fue seguida por otras grandes marcas como Adidas, Under Armour y Le Coq Sportif, entre otras.

Sin embargo, en el caso de Nike, el acuerdo con el Grupo Axo duró poco ya que nueve meses después de haber sido anunciado fue disuelto, afectado en gran medida por los efectos adversos de la pandemia del Covid-19 sobre la economía local y también sobre los negocios de ambas compañías. Dos años después de este fallido intento, Nike vuelve a cambiar su estrategia en el país para retomar el modelo de distribución tercerizada.

Nike cambia su modelo de negocios en Argentina

Nike cambia su modelo de negocios en Argentina

Nuevo partner

Ahora, sus nuevos partners se llaman Regency Group, sociedad dueña de Northbay International que acaba de comprar la operación de distribución de Nike en la Argentina  con el asesoramiento de PwC. De esta forma, la marca de la pipa ya no tiene negocios propios en el país ya que la producción también se encuentra tercerizada en plantas de otras compañías que elaboran sus modelos bajo un acuerdo de tercerización.

En el caso de Regency Group, ya es distribuidor exclusivo de Nike en Centroamérica y que con este convenio suma Argentina y Uruguay donde ya manejan importantes marcas de indumentaria global como Inditex, Desigual y Guess, entre otras.

El nuevo socio de Nike inició sus operaciones en 1921, tiene su sede en la ciudad de Panamá y es considerado como uno de los principales grupos de venta al por mayor de la región.

Desde Nike explicaron que el nuevo esquema operativo no supone cambios de cara al cliente sino sobre el gerenciamiento de la marca hacia una asociación estratégica de distribuidores.

«Al igual que con las otras asociaciones de distribución de Nike en América Latina, y en todo el mundo, estos nuevos socios están comprometidos a servir a los consumidores locales y creemos que ayudarán a impulsar el crecimiento sostenible en estos países», explica un comunicado oficial de la compañía norteamericana.

Si bien Nike asegura la continuidad de su estrategia de Consumer Direct Acceleration, sus ejecutivos entienden que a partir de los resultados positivos alcanzados con sus socios en América del Sur y en todo el mundo, el modelo de distribuidor es la estrategia correcta para el crecimiento a largo plazo.

El acuerdo de distribución no supone cambios en la relación de la marca con sus clientes

El acuerdo de distribución con Regengy  Group no supone cambios en la relación de la marca con sus clientes locales 

«Para acelerar aún más nuestra estrategia, creemos que cada país necesita un enfoque adecuado e inversiones para navegar con éxito la dinámica local», agrega el comunicado.

Desde Nike también entienden que el cambio le permitirá desarrollar un enfoque local aún más profundo en las necesidades de los consumidores y de los equipos y equilibrar las realidades del mercado. El modelo también se extiende a Chile, donde se acaba de asociar al Grupo MasPlay, propietarios de Equinox International y que ya comparte negocios con Nike en Perú, Bolivia y Ecuador.

«Creemos que estas asociaciones de distribución ayudarán a impulsar el crecimiento sostenible y permitirán un modelo de negocio más rentable en América del Sur, con un enfoque más agudo e inversión en nuestras mayores oportunidades de crecimiento», detalla el comunicado de la marca de la pipa.

Más producción local

En agosto del 2021, Nike había retomado su producción en el país que había comenzado a abandonar dos años antes.

Lo hizo a partir de la inauguración de dos líneas de producción de zapatillas en Misiones de la empresa Dass, en la planta situada en la localidad Eldorado.

El grupo Dass fabrica varios modelos de Nike en su planta de Eldorado, provincia de Misiones

El grupo Dass fabrica varios modelos de Nike en su planta ubicada en la ciudad  Eldorado, provincia de Misiones

Este grupo puso en marcha de dos líneas de producción que generaron 80 nuevos puestos de trabajo y en los que en ese momento producían 6.700 pares diarios de zapatillas.

De manera casi simultánea inició un plan de expansión comercial que incluyó la apertura de un local propio en Abasto Shopping, en el marco de un plan de inversiones en el país que también abarcó la renovación de sus oficinas comerciales.

Se trató de la 12º tienda de Nike en la Argentina operada directamente por la marca, además de los otros 10 outlets propios y 20 locales que son operados por partners.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.